Evangelio del día
Decimoquinta semana del Tiempo Ordinario - Año Impar

Del día 12 al 18 de Julio de 2009

Llamó a los doce y los fue enviando de dos en dos.

Introducción a la semana

Cada día de esta semana se recuerda a un santo o santa. Y el jueves a María bajo la advocación de Ntra. Sra. del Carmen. Pero en la liturgia eucarística se seguirá con la lectura continua. En esta semana con el relato del Éxodo empieza el protagonismo de Moisés. Aunque para ser más preciso el protagonismo lo tiene siempre Iahvé. Se relata el origen del personaje más significativo de la tradición judía y el momento en que se prepara la liberación de la esclavitud egipcia, para subsistir como pueblo.

Los textos de Mateo en la lectura evangélica abordan realidades diversas; pero son claros, sencillos de entender y en gran parte consoladores. Es cierto que comienza la semana con la descripción de lo que exige comprometerse con Jesús: tomar en serio la vida y sacrificar lo relativo a lo absoluto. Y lo absoluto es su seguimiento. Pero luego, tras el reproche a las ciudades que le rechazan, encontramos textos consoladores que hablan de cómo en lo sencillo se manifiesta Dios, de cómo Jesús se ofrece para acoger a los cansados y agobiados, de cómo el hombre es más que el sábado; si bien termina con la decisión de los fariseos de acabar con él. Es el duro destino de la condición humana: la existencia de alguien, de relevancia social o religiosa, que no resiste la ternura ni la verdad.

Fray Juan José de León Lastra

Fray Juan José de León Lastra
Convento de Santo Domingo (Oviedo)

Días de la semana