Evangelio del día
Decimoséptima semana del Tiempo Ordinario - Año Par

Del día 25 al 31 de Julio de 2010

Seguidme y os haré pescadores de hombres

Introducción a la semana

En esta última semana de julio la liturgia ofrece tres memorias obligatorias. La de Joaquín y Ana, padres de María; la de santa Marta, la amiga de Jesús; y la de san Ignacio de Loyola, el fundador de la Compañía de Jesús. Estas tres memorias tienen lecturas propias. Resalto la primera lectura del día de los padres de María que pertenece al Eclesiástico: “hagamos el elogio de los hombres de bien”. Nada mejor se puede decir de una persona, ser hombre o mujer de bien. También cualquiera de los dos textos evangélicos que ofrece la Liturgia para el día de santa Marta; el de Juan, resurrección de Lázaro, o el de Lucas, la visita de Jesús a las hermanas Marta y María. Por encima de lo que relata está la amistad profunda de Jesús con Marta. ¡Qué titulo mejor que ser amiga de Jesús! De acuerdo con el lema de la Compañía de Jesús ad maiorem Dei gloriam –todo para una mayor gloria de Dios –, el día de san Ignacio se lee el texto de la primera carta de san Pablo a los Corintios en la que el apóstol insta a que todo, incluso lo ordinario de comer y beber, se realice “a mayor gloria de Dios”.
Martes, miércoles y viernes la lectura continua muestra, en la primera lectura, bellos textos del profeta Jeremías: lamentos por su situación, nadie le atiende cuando pide conversión al pueblo, las exigencias de Dios de que se mantenga en su labor profética, a costa de su vida. San Mateo en los textos evangélicos sigue con las parábolas del Reino y la explicación a sus discípulos. El viernes nos encontramos con el desafecto de sus paisanos nazarenos hacia él.

¡Que sea una semana feliz gracias al contacto con la Palabra de Dios y al recuerdo de los santos y santas que celebramos!
 

Fray Juan José de León Lastra

Fray Juan José de León Lastra
Convento de Santo Domingo (Oviedo)

Días de la semana